Nuevas recetas

La auténtica experiencia de tequila en el CasaMagna Marriott de Puerto Vallarta

La auténtica experiencia de tequila en el CasaMagna Marriott de Puerto Vallarta


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

El resort y spa cultiva su propio agave en las instalaciones para su tequila de marca de la casa.

¿Celebrando el Día Nacional del Tequila en tu restaurante o bar de tequila mexicano favorito? ¿Qué tal celebrar en el CasaMagna Marriott Puerto Vallarta Resort y bebiendo su tequila casero?

Afortunadamente, en el elegante resort y spa, todos los días es el Día Nacional del Tequila. Es uno de los pocos resorts en el mundo que cultiva su propio agave azul (de lo que está hecho el tequila) en su propiedad y produce su propia marca patentada de tequila. Los tequilas de barril: joven (joven), blanco (blanco), resposado (descansado), anejo (añejo) y extra anejo (extra añejo). El complejo cuenta con Secretos del Tequila, una experiencia de apreciación del tequila desarrollada para aumentar el conocimiento y el aprecio de los huéspedes por el tequila. La experiencia incluye recorridos por el jardín de agave y un sommelier de tequila que ha sido certificado por el Consejo Regulador del Tequila y realiza clases de degustación para los huéspedes.

Entonces, mientras descansa en la pintoresca Bahía de Banderas, pruebe una de las 126 opciones distintas de tequila por copa del resort; o diablos, obtenga un tratamiento de spa que use agave. En el Ohtli Spa del resort, pruebe el exfoliante de jarabe de agave, harina de maíz y sal marina: celestial.

Pruebe las margaritas exclusivas del CasaMagna Marriott; si bien usan el tequila de CasaMagna, pueden cambiarse fácilmente por su marca favorita. ¡Salud!

Margarita de tamarindo
2 onzas de tequila añejo CasaMagna
1 ½ onzas Controy (licor de naranja mexicano) o Cointreau
3 onzas de concentrado de tamarindo (que se encuentra en la mayoría de las tiendas de alimentos especializadas)
½ onza de jarabe dulce natural
Gotas de jugo de limón

Horchata Margarita
2 onzas de tequila añejo CasaMagna
1 ½ onzas Controy (licor de naranja mexicano) o Cointreau
3 oz de concentrado de horchata (la horchata es una mezcla concentrada de leche, arroz y canela y se puede encontrar en la mayoría de las tiendas de alimentos especializados)
½ onza de jarabe dulce natural

Margarita de hibisco
2 onzas de tequila añejo CasaMagna
1 ½ onzas Controy (licor de naranja mexicano) o Cointreau
3 onzas de concentrado de hibisco (infusión de flor de hibisco)
½ onza de jarabe dulce natural
Gotas de jugo de limón

Instrucciones para todos: Licuar todos los ingredientes con hielo y servir en un vaso especial.


Mayahuel, la diosa del tequila, habita en Casa Magna Marriott, Puerto Vallarta

Mayahuel, la diosa del tequila, reside en Casa Magna Marriott Resort en Puerto Vallarta. Durante seis años, algunos de los mejores tequila destilados en México se han embotellado exclusivamente para Casa Magna Marriott. Vendido solo en Puerto Vallarta en Casa Magna, este tequila es una experiencia sublime para los amantes del espíritu destilado del agave azul.

Recientemente, nos sentamos con Audrey Formisano, la sommelier de Casa Magna Marriott, para aprender más sobre este tequila especial y su historia. Audrey demostró ser una gran cantidad de conocimientos y rebosante de entusiasmo por esta bebida tan mexicana.

Cuando Dennis Whitelaw, el gerente general del hotel, llegó por primera vez a Casa Magna, vio cientos de plantas de agave azul que formaban parte del colorido paisaje tropical. Como conocedor del tequila, se dio cuenta de que el hotel tenía el ingrediente principal para hacer su propio tequila de marca privada. Hoy en día, estas mismas plantas que dan un auténtico ambiente mexicano a Casa Magna también aportan su corazón, la piñas, a cada botella de tequila Casa Magna.

Casa Magna Marriott es uno de los pocos hoteles en Puerto Vallarta certificado por el Consejo Regulador del Tequila, el consejo regulador nacional del tequila. Para esta certificación, el personal del hotel tomó un curso sobre destilación y servicio de tequila. El consejo requiere que el hotel siga ciertos procedimientos, como destruir cada botella de tequila una vez vaciada para asegurarse de que nunca se vuelva a llenar con un producto inferior. Cada hermosa botella soplada a mano solo se usa una vez.

Casa Magna embotella cinco destilaciones & # 8212 blanco, joven, reposado, añejo, y extra añejo. Los precios oscilan entre los 480 pesos y los 950 pesos la botella. Si pide una copa de tequila Casa Magna, se le servirá en un ouverture vaso de tequila, elaborado por Riedel para servir tequila fino y aprobado por la Consejo Regulador del Tequila.

Audrey, la sumiller, oriunda de Francia, habla con fervor de su misión de educar a los huéspedes del hotel sobre las cualidades únicas del tequila, una bebida no siempre asociada con la moderación o conocida por apreciar sus matices. & # 8220 Queremos que todos sepan de esta maravillosa experiencia mexicana, que esta es una bebida elegante para ser tomada en serio. & # 8221 Para lograrlo, realiza sesiones de apreciación del tequila en el hotel, ya sea para grupos o individuales. Cada sesión está orientada a los intereses personales de los participantes, por lo que no hay una agenda fija ni una duración de tiempo.

Tan apasionada es educar a los huéspedes del hotel sobre el tequila, que vender tequila Casa Magna no es su objetivo principal. & # 8220Si puedo hablar con nuestros invitados sobre el tequila, lo especial que es, y piden una etiqueta distinta a la nuestra, estoy & # 8217 feliz de que tengan una nueva apreciación por el tequila. & # 8221

Russell, mi catador dispuesto, y me ofrecieron una copa de Casa Magna extra añejo. Nuestra nueva apreciación comenzó con el primer sorbo. Russ y yo nos miramos asombrados, dándonos cuenta de que era una bebida como ninguna otra. Audrey sugirió que estábamos probando matices de roble, chocolate, almendra y vainilla, una mezcla compleja y exquisita. Russ dijo que el extra añejo Le recordó al buen whisky, y Audrey estuvo de acuerdo, explicando que su destilería en la ciudad de Tequila usa toneles que antes se usaban para whisky. La suavidad me recordó al mejor coñac que he probado. Era una bebida para saborearla lentamente, no para tomarla rápidamente con una mueca y una pizca de sal.

No es necesario ser un invitado en Casa Magna para disfrutar de una copa de tequila en su bar o comprar una botella en su deli. Y la clase de apreciación del tequila está disponible para todos, no solo para los huéspedes del hotel.

Casa Magna Marriott Resort está ubicado en el Zona Marina Vallarta, al norte del centro. Para una clase de apreciación del tequila, llame a Casa Magna al 322-226-0000 después de las 3 p.m. y pregunta por Audrey. Para una bebida de tequila inolvidable, preséntese en cualquier momento en su bar. Audrey te ayudará a hacer una selección.

El tequila se produjo por primera vez en el siglo XVI cerca de la ciudad de Tequila en el estado de Jalisco cuando los conquistadores españoles se quedaron sin brandy. El México prehispánico ya tenía una larga historia de elaboración de pulque, una bebida fermentada elaborada con la planta de agave.

Los agaves azules crecen durante unos ocho años, hasta que los corazones, conocidos como piñas, son lo suficientemente grandes para ser cosechadas y pesan hasta 80 libras, unos 36 kilos. El jugo de la las piñas se prensan y fermentan. Siguen varias destilaciones, después de las cuales se envejece y se embotella. Blanco tiene menos de dos meses, extra añejo por un mínimo de tres años.

El verdadero tequila proviene solo del estado de Jalisco y ciertas áreas de otros cuatro estados mexicanos.


Mayahuel, la diosa del tequila, habita en Casa Magna Marriott, Puerto Vallarta

Mayahuel, la diosa del tequila, reside en Casa Magna Marriott Resort en Puerto Vallarta. Durante seis años, algunos de los mejores tequila destilados en México se han embotellado exclusivamente para Casa Magna Marriott. Vendido solo en Puerto Vallarta en Casa Magna, este tequila es una experiencia sublime para los amantes del espíritu destilado del agave azul.

Recientemente, nos sentamos con Audrey Formisano, la sommelier de Casa Magna Marriott, para aprender más sobre este tequila especial y su historia. Audrey demostró ser una gran cantidad de conocimientos y rebosante de entusiasmo por esta bebida tan mexicana.

Cuando Dennis Whitelaw, gerente general del hotel, llegó por primera vez a Casa Magna, vio cientos de plantas de agave azul que formaban parte del colorido paisaje tropical. Como conocedor del tequila, se dio cuenta de que el hotel tenía el ingrediente principal para hacer su propio tequila de marca privada. Hoy en día, estas mismas plantas que dan un auténtico ambiente mexicano a Casa Magna también aportan su corazón, la piñas, a cada botella de tequila Casa Magna.

Casa Magna Marriott es uno de los pocos hoteles en Puerto Vallarta certificado por el Consejo Regulador del Tequila, el consejo regulador nacional del tequila. Para esta certificación, el personal del hotel tomó un curso sobre destilación y servicio de tequila. El consejo requiere que el hotel siga ciertos procedimientos, como destruir cada botella de tequila una vez vaciada para asegurarse de que nunca se vuelva a llenar con un producto inferior. Cada hermosa botella soplada a mano solo se usa una vez.

Casa Magna embotella cinco destilaciones & # 8212 blanco, joven, reposado, añejo, y extra añejo. Los precios oscilan entre los 480 pesos y los 950 pesos la botella. Si pide una copa de tequila Casa Magna, se le servirá en un ouverture vaso de tequila, fabricado por Riedel para servir tequila fino y aprobado por la Consejo Regulador del Tequila.

Audrey, la sumiller, oriunda de Francia, habla con fervor de su misión de educar a los huéspedes del hotel sobre las cualidades únicas del tequila, una bebida no siempre asociada con la moderación o conocida por apreciar sus matices. & # 8220 Queremos que todos sepan de esta maravillosa experiencia mexicana, que esta es una bebida elegante para ser tomada en serio. & # 8221 Para lograrlo, realiza sesiones de apreciación del tequila en el hotel, ya sea para grupos o individuales. Cada sesión está orientada a los intereses personales de los participantes, por lo que no hay una agenda fija ni una duración de tiempo.

Tan apasionada es educar a los huéspedes del hotel sobre el tequila, que vender tequila Casa Magna no es su objetivo principal. & # 8220Si puedo hablar con nuestros invitados sobre el tequila, lo especial que es, y piden una etiqueta diferente a la nuestra, estoy feliz de que tengan una nueva apreciación por el tequila. & # 8221

Russell, mi degustador dispuesto, y me ofrecieron una copa de Casa Magna extra añejo. Nuestra nueva apreciación comenzó con el primer sorbo. Russ y yo nos miramos asombrados, dándonos cuenta de que era una bebida como ninguna otra. Audrey sugirió que estábamos probando matices de roble, chocolate, almendra y vainilla, una mezcla compleja y exquisita. Russ dijo que el extra añejo Le recordó al buen whisky, y Audrey estuvo de acuerdo, explicando que su destilería en la ciudad de Tequila usa toneles que antes se usaban para whisky. La suavidad me recordó al mejor coñac que he probado. Era una bebida para saborearla lentamente, no para tomarla rápidamente con una mueca y una pizca de sal.

No es necesario ser un invitado en Casa Magna para disfrutar de una copa de tequila en su bar o comprar una botella en su deli. Y la clase de apreciación del tequila está disponible para todos, no solo para los huéspedes del hotel.

Casa Magna Marriott Resort está ubicado en el Zona Marina Vallarta, al norte del centro. Para una clase de apreciación del tequila, llame a Casa Magna al 322-226-0000 después de las 3 p.m. y pregunta por Audrey. Para una bebida de tequila inolvidable, preséntese en cualquier momento en su bar. Audrey te ayudará a hacer una selección.

El tequila se produjo por primera vez en el siglo XVI cerca de la ciudad de Tequila en el estado de Jalisco cuando los conquistadores españoles se quedaron sin brandy. El México prehispánico ya tenía una larga historia de elaboración de pulque, una bebida fermentada elaborada con la planta de agave.

Los agaves azules crecen durante unos ocho años, hasta que los corazones, conocidos como piñas, son lo suficientemente grandes para ser cosechadas y pesan hasta 80 libras, unos 36 kilos. El jugo de la las piñas se prensan y fermentan. Siguen varias destilaciones, después de las cuales se envejece y se embotella. Blanco tiene menos de dos meses, extra añejo por un mínimo de tres años.

El verdadero tequila proviene solo del estado de Jalisco y ciertas áreas de otros cuatro estados mexicanos.


Mayahuel, la diosa del tequila, habita en Casa Magna Marriott, Puerto Vallarta

Mayahuel, la diosa del tequila, reside en Casa Magna Marriott Resort en Puerto Vallarta. Durante seis años, algunos de los mejores tequila destilados en México se han embotellado exclusivamente para Casa Magna Marriott. Vendido solo en Puerto Vallarta en Casa Magna, este tequila es una experiencia sublime para los amantes del espíritu destilado del agave azul.

Recientemente nos sentamos con Audrey Formisano, la sommelier de Casa Magna Marriott, para aprender más sobre este tequila especial y su historia. Audrey demostró ser una gran cantidad de conocimientos y rebosante de entusiasmo por esta bebida tan mexicana.

Cuando Dennis Whitelaw, el gerente general del hotel, llegó por primera vez a Casa Magna, vio cientos de plantas de agave azul que formaban parte del colorido paisaje tropical. Como conocedor del tequila, se dio cuenta de que el hotel tenía el ingrediente principal para hacer su propio tequila de marca privada. Hoy en día, estas mismas plantas que dan un auténtico ambiente mexicano a Casa Magna también aportan su corazón, la piñas, a cada botella de tequila Casa Magna.

Casa Magna Marriott es uno de los pocos hoteles en Puerto Vallarta certificado por el Consejo Regulador del Tequila, el consejo regulador nacional del tequila. Para esta certificación, el personal del hotel tomó un curso sobre destilación y servicio de tequila. El consejo requiere que el hotel siga ciertos procedimientos, como destruir cada botella de tequila una vez vaciada para asegurarse de que nunca se vuelva a llenar con un producto inferior. Cada hermosa botella soplada a mano solo se usa una vez.

Casa Magna embotella cinco destilaciones & # 8212 blanco, joven, reposado, añejo, y extra añejo. Los precios oscilan entre los 480 pesos y los 950 pesos la botella. Si pide una copa de tequila Casa Magna, se le servirá en un ouverture vaso de tequila, fabricado por Riedel para servir tequila fino y aprobado por la Consejo Regulador del Tequila.

Audrey, la sumiller, oriunda de Francia, habla con fervor de su misión de educar a los huéspedes del hotel sobre las cualidades únicas del tequila, una bebida no siempre asociada con la moderación o conocida por apreciar sus matices. & # 8220 Queremos que todos sepan de esta maravillosa experiencia mexicana, que esta es una bebida elegante para ser tomada en serio. & # 8221 Para lograrlo, realiza sesiones de apreciación del tequila en el hotel, ya sea para grupos o individuales. Cada sesión está orientada a los intereses personales de los participantes, por lo que no hay una agenda fija ni una duración de tiempo.

Tan apasionada es educar a los huéspedes del hotel sobre el tequila, que vender tequila Casa Magna no es su objetivo principal. & # 8220Si puedo hablar con nuestros invitados sobre el tequila, lo especial que es, y piden una etiqueta diferente a la nuestra, estoy feliz de que tengan una nueva apreciación por el tequila. & # 8221

Russell, mi catador dispuesto, y me ofrecieron una copa de Casa Magna extra añejo. Nuestra nueva apreciación comenzó con el primer sorbo. Russ y yo nos miramos asombrados, dándonos cuenta de que era una bebida como ninguna otra. Audrey sugirió que estábamos probando matices de roble, chocolate, almendra y vainilla, una mezcla compleja y exquisita. Russ dijo que el extra añejo Le recordó al buen whisky, y Audrey estuvo de acuerdo, explicando que su destilería en la ciudad de Tequila usa toneles que antes se usaban para whisky. La suavidad me recordó al mejor coñac que he probado. Era una bebida para saborearla lentamente, no para tomarla rápidamente con una mueca y una pizca de sal.

No es necesario ser un invitado en Casa Magna para disfrutar de una copa de tequila en su bar o comprar una botella en su deli. Y la clase de apreciación del tequila está disponible para todos, no solo para los huéspedes del hotel.

Casa Magna Marriott Resort está ubicado en el Zona Marina Vallarta, al norte del centro. Para una clase de apreciación del tequila, llame a Casa Magna al 322-226-0000 después de las 3 p.m. y pregunta por Audrey. Para una bebida de tequila inolvidable, preséntese en cualquier momento en su bar. Audrey te ayudará a hacer una selección.

El tequila se produjo por primera vez en el siglo XVI cerca de la ciudad de Tequila en el estado de Jalisco cuando los conquistadores españoles se quedaron sin brandy. El México prehispánico ya tenía una larga historia de elaboración de pulque, una bebida fermentada elaborada con la planta de agave.

Los agaves azules crecen durante unos ocho años, hasta que los corazones, conocidos como piñas, son lo suficientemente grandes para ser cosechadas y pesan hasta 80 libras, unos 36 kilos. El jugo de la las piñas se prensan y fermentan. Siguen varias destilaciones, después de las cuales se envejece y se embotella. Blanco tiene menos de dos meses, extra añejo por un mínimo de tres años.

El verdadero tequila proviene solo del estado de Jalisco y ciertas áreas de otros cuatro estados mexicanos.


Mayahuel, la diosa del tequila, habita en Casa Magna Marriott, Puerto Vallarta

Mayahuel, la diosa del tequila, reside en Casa Magna Marriott Resort en Puerto Vallarta. Durante seis años, algunos de los mejores tequila destilados en México se han embotellado exclusivamente para Casa Magna Marriott. Vendido solo en Puerto Vallarta en Casa Magna, este tequila es una experiencia sublime para los amantes del espíritu destilado del agave azul.

Recientemente nos sentamos con Audrey Formisano, la sommelier de Casa Magna Marriott, para aprender más sobre este tequila especial y su historia. Audrey demostró ser una gran cantidad de conocimientos y rebosante de entusiasmo por esta bebida tan mexicana.

Cuando Dennis Whitelaw, el gerente general del hotel, llegó por primera vez a Casa Magna, vio cientos de plantas de agave azul que formaban parte del colorido paisaje tropical. Como conocedor del tequila, se dio cuenta de que el hotel tenía el ingrediente principal para hacer su propio tequila de marca privada. Hoy en día, estas mismas plantas que dan un auténtico ambiente mexicano a Casa Magna también aportan su corazón, la piñas, a cada botella de tequila Casa Magna.

Casa Magna Marriott es uno de los pocos hoteles en Puerto Vallarta certificado por el Consejo Regulador del Tequila, el consejo regulador nacional del tequila. Para esta certificación, el personal del hotel tomó un curso sobre destilación y servicio de tequila. El consejo requiere que el hotel siga ciertos procedimientos, como destruir cada botella de tequila una vez vaciada para asegurarse de que nunca se vuelva a llenar con un producto inferior. Cada hermosa botella soplada a mano solo se usa una vez.

Casa Magna embotella cinco destilaciones & # 8212 blanco, joven, reposado, añejo, y extra añejo. Los precios oscilan entre los 480 pesos y los 950 pesos la botella. Si pide una copa de tequila Casa Magna, se le servirá en un ouverture vaso de tequila, elaborado por Riedel para servir tequila fino y aprobado por la Consejo Regulador del Tequila.

Audrey, la sumiller, oriunda de Francia, habla con fervor de su misión de educar a los huéspedes del hotel sobre las cualidades únicas del tequila, una bebida no siempre asociada con la moderación o conocida por apreciar sus matices. & # 8220 Queremos que todos sepan de esta maravillosa experiencia mexicana, que esta es una bebida elegante para ser tomada en serio. & # 8221 Para lograrlo, realiza sesiones de apreciación del tequila en el hotel, ya sea para grupos o individuales. Cada sesión está orientada a los intereses personales de los participantes, por lo que no hay una agenda fija ni una duración de tiempo.

Tan apasionada es educar a los huéspedes del hotel sobre el tequila, que vender tequila Casa Magna no es su objetivo principal. & # 8220Si puedo hablar con nuestros invitados sobre el tequila, lo especial que es, y piden una etiqueta distinta a la nuestra, estoy & # 8217 feliz de que tengan una nueva apreciación por el tequila. & # 8221

Russell, mi catador dispuesto, y me ofrecieron una copa de Casa Magna extra añejo. Nuestra nueva apreciación comenzó con el primer sorbo. Russ y yo nos miramos asombrados, dándonos cuenta de que era una bebida como ninguna otra. Audrey sugirió que estábamos probando matices de roble, chocolate, almendra y vainilla, una mezcla compleja y exquisita. Russ dijo que el extra añejo Le recordó al buen whisky, y Audrey estuvo de acuerdo, explicando que su destilería en la ciudad de Tequila usa toneles que antes se usaban para whisky. La suavidad me recordó al mejor coñac que he probado. Era una bebida para saborear lentamente, no para beber rápidamente con una mueca y una pizca de sal.

No es necesario ser un invitado en Casa Magna para disfrutar de una copa de tequila en su bar o comprar una botella en su deli. Y la clase de apreciación del tequila está disponible para todos, no solo para los huéspedes del hotel.

Casa Magna Marriott Resort está ubicado en el Zona Marina Vallarta, al norte del centro. Para una clase de apreciación del tequila, llame a Casa Magna al 322-226-0000 después de las 3 p.m. y pregunta por Audrey. Para una bebida de tequila inolvidable, preséntese en cualquier momento en su bar. Audrey te ayudará a hacer una selección.

El tequila se produjo por primera vez en el siglo XVI cerca de la ciudad de Tequila en el estado de Jalisco cuando los conquistadores españoles se quedaron sin brandy. El México prehispánico ya tenía una larga historia de elaboración de pulque, una bebida fermentada hecha de la planta de agave.

Los agaves azules crecen durante unos ocho años, hasta que los corazones, conocidos como piñas, son lo suficientemente grandes para ser cosechadas y pesan hasta 80 libras, unos 36 kilos. El jugo de la las piñas se prensan y fermentan. Siguen varias destilaciones, después de las cuales se envejece y se embotella. Blanco tiene menos de dos meses, extra añejo por un mínimo de tres años.

El verdadero tequila proviene solo del estado de Jalisco y ciertas áreas de otros cuatro estados mexicanos.


Mayahuel, la diosa del tequila, habita en Casa Magna Marriott, Puerto Vallarta

Mayahuel, la diosa del tequila, reside en Casa Magna Marriott Resort en Puerto Vallarta. Durante seis años, algunos de los mejores tequila destilados en México se han embotellado exclusivamente para Casa Magna Marriott. Vendido solo en Puerto Vallarta en Casa Magna, este tequila es una experiencia sublime para los amantes del espíritu destilado del agave azul.

Recientemente nos sentamos con Audrey Formisano, la sommelier de Casa Magna Marriott, para aprender más sobre este tequila especial y su historia. Audrey demostró ser una gran cantidad de conocimientos y rebosante de entusiasmo por esta bebida tan mexicana.

Cuando Dennis Whitelaw, el gerente general del hotel, llegó por primera vez a Casa Magna, vio cientos de plantas de agave azul que formaban parte del colorido paisaje tropical. Como conocedor del tequila, se dio cuenta de que el hotel tenía el ingrediente principal para hacer su propio tequila de marca privada. Hoy, estas mismas plantas que le dan un auténtico ambiente mexicano a Casa Magna también aportan su corazón, la piñas, a cada botella de tequila Casa Magna.

Casa Magna Marriott es uno de los pocos hoteles en Puerto Vallarta certificado por el Consejo Regulador del Tequila, el consejo regulador nacional del tequila. Para esta certificación, el personal del hotel tomó un curso sobre destilación y servicio de tequila. El consejo requiere que el hotel siga ciertos procedimientos, como destruir cada botella de tequila una vez vaciada para asegurarse de que nunca se vuelva a llenar con un producto inferior. Cada hermosa botella soplada a mano solo se usa una vez.

Casa Magna embotella cinco destilaciones & # 8212 blanco, joven, reposado, añejo, y extra añejo. Los precios oscilan entre los 480 pesos y los 950 pesos la botella. Si pide una copa de tequila Casa Magna, se le servirá en un ouverture vaso de tequila, elaborado por Riedel para servir tequila fino y aprobado por la Consejo Regulador del Tequila.

Audrey, la sumiller, oriunda de Francia, habla con fervor de su misión de educar a los huéspedes del hotel sobre las cualidades únicas del tequila, una bebida no siempre asociada con la moderación o conocida por apreciar sus matices. & # 8220 Queremos que todos sepan de esta maravillosa experiencia mexicana, que esta es una bebida elegante para ser tomada en serio. & # 8221 Para lograrlo, realiza sesiones de apreciación del tequila en el hotel, ya sea para grupos o individuales. Cada sesión está orientada a los intereses personales de los participantes, por lo que no hay una agenda fija ni una duración de tiempo.

Tan apasionada es educar a los huéspedes del hotel sobre el tequila, que vender tequila Casa Magna no es su objetivo principal. & # 8220Si puedo hablar con nuestros invitados sobre el tequila, lo especial que es, y piden una etiqueta distinta a la nuestra, estoy & # 8217 feliz de que tengan una nueva apreciación por el tequila. & # 8221

Russell, mi catador dispuesto, y me ofrecieron una copa de Casa Magna extra añejo. Nuestra nueva apreciación comenzó con el primer sorbo. Russ y yo nos miramos asombrados, dándonos cuenta de que era una bebida como ninguna otra. Audrey sugirió que estábamos probando matices de roble, chocolate, almendra y vainilla, una mezcla compleja y exquisita. Russ dijo que el extra añejo Le recordó al buen whisky, y Audrey estuvo de acuerdo, explicando que su destilería en la ciudad de Tequila usa toneles que antes se usaban para whisky. La suavidad me recordó al mejor coñac que he probado. Era una bebida para saborearla lentamente, no para tomarla rápidamente con una mueca y una pizca de sal.

No necesita ser un invitado en Casa Magna para disfrutar de una copa de tequila en su bar o comprar una botella en su deli. Y la clase de apreciación del tequila está disponible para todos, no solo para los huéspedes del hotel.

Casa Magna Marriott Resort está ubicado en el Zona Marina Vallarta, al norte del centro. Para una clase de apreciación del tequila, llame a Casa Magna al 322-226-0000 después de las 3 p.m. y pregunta por Audrey. Para una bebida de tequila inolvidable, preséntese en cualquier momento en su bar. Audrey te ayudará a hacer una selección.

El tequila se produjo por primera vez en el siglo XVI cerca de la ciudad de Tequila en el estado de Jalisco cuando los conquistadores españoles se quedaron sin brandy. El México prehispánico ya tenía una larga historia de elaboración de pulque, una bebida fermentada hecha de la planta de agave.

Los agaves azules crecen durante unos ocho años, hasta que los corazones, conocidos como piñas, son lo suficientemente grandes para ser cosechadas y pesan hasta 80 libras, unos 36 kilos. El jugo de la las piñas se prensan y fermentan. Siguen varias destilaciones, después de las cuales se envejece y se embotella. Blanco tiene menos de dos meses, extra añejo por un mínimo de tres años.

El verdadero tequila proviene solo del estado de Jalisco y ciertas áreas de otros cuatro estados mexicanos.


Mayahuel, la diosa del tequila, habita en Casa Magna Marriott, Puerto Vallarta

Mayahuel, la diosa del tequila, reside en Casa Magna Marriott Resort en Puerto Vallarta. Durante seis años, algunos de los mejores tequila destilados en México se han embotellado exclusivamente para Casa Magna Marriott. Vendido solo en Puerto Vallarta en Casa Magna, este tequila es una experiencia sublime para los amantes del espíritu destilado del agave azul.

Recientemente, nos sentamos con Audrey Formisano, la sommelier de Casa Magna Marriott, para aprender más sobre este tequila especial y su historia. Audrey demostró ser una gran cantidad de conocimientos y rebosante de entusiasmo por esta bebida tan mexicana.

Cuando Dennis Whitelaw, gerente general del hotel, llegó por primera vez a Casa Magna, vio cientos de plantas de agave azul que formaban parte del colorido paisaje tropical. Como conocedor del tequila, se dio cuenta de que el hotel tenía el ingrediente principal para hacer su propio tequila de marca privada. Hoy en día, estas mismas plantas que dan un auténtico ambiente mexicano a Casa Magna también aportan su corazón, la piñas, a cada botella de tequila Casa Magna.

Casa Magna Marriott es uno de los pocos hoteles en Puerto Vallarta certificado por el Consejo Regulador del Tequila, el consejo regulador nacional del tequila. Para esta certificación, el personal del hotel tomó un curso sobre destilación y servicio de tequila. El consejo requiere que el hotel siga ciertos procedimientos, como destruir cada botella de tequila una vez vaciada para asegurarse de que nunca se vuelva a llenar con un producto inferior. Cada hermosa botella soplada a mano solo se usa una vez.

Casa Magna embotella cinco destilaciones & # 8212 blanco, joven, reposado, añejo, y extra añejo. Los precios oscilan entre los 480 pesos y los 950 pesos la botella. Si pide una copa de tequila Casa Magna, se le servirá en un ouverture vaso de tequila, fabricado por Riedel para servir tequila fino y aprobado por la Consejo Regulador del Tequila.

Audrey, la sumiller, oriunda de Francia, habla con fervor de su misión de educar a los huéspedes del hotel sobre las cualidades únicas del tequila, una bebida no siempre asociada con la moderación o conocida por apreciar sus matices. & # 8220 Queremos que todos sepan de esta maravillosa experiencia mexicana, que esta es una bebida elegante para ser tomada en serio. & # 8221 Para lograrlo, realiza sesiones de apreciación del tequila en el hotel, ya sea para grupos o individuales. Cada sesión está orientada a los intereses personales de los participantes, por lo que no hay una agenda establecida ni una duración de tiempo.

Tan apasionada es educar a los huéspedes del hotel sobre el tequila, que vender tequila Casa Magna no es su objetivo principal. & # 8220Si puedo hablar con nuestros invitados sobre el tequila, lo especial que es, y piden una etiqueta distinta a la nuestra, estoy & # 8217 feliz de que tengan una nueva apreciación por el tequila. & # 8221

Russell, mi degustador dispuesto, y me ofrecieron una copa de Casa Magna extra añejo. Nuestra nueva apreciación comenzó con el primer sorbo. Russ y yo nos miramos asombrados, dándonos cuenta de que era una bebida como ninguna otra. Audrey sugirió que estábamos probando matices de roble, chocolate, almendra y vainilla, una mezcla compleja y exquisita. Russ dijo que el extra añejo Le recordó al buen whisky, y Audrey estuvo de acuerdo, explicando que su destilería en la ciudad de Tequila usa toneles que antes se usaban para whisky. La suavidad me recordó al mejor coñac que he probado. Era una bebida para saborearla lentamente, no para tomarla rápidamente con una mueca y una pizca de sal.

No es necesario ser un invitado en Casa Magna para disfrutar de una copa de tequila en su bar o comprar una botella en su deli. Y la clase de apreciación del tequila está disponible para todos, no solo para los huéspedes del hotel.

Casa Magna Marriott Resort está ubicado en el Zona Marina Vallarta, al norte del centro. Para una clase de apreciación del tequila, llame a Casa Magna al 322-226-0000 después de las 3 p.m. y pregunta por Audrey. Para una bebida de tequila inolvidable, preséntese en cualquier momento en su bar. Audrey te ayudará a hacer una selección.

El tequila se produjo por primera vez en el siglo XVI cerca de la ciudad de Tequila en el estado de Jalisco cuando los conquistadores españoles se quedaron sin brandy. El México prehispánico ya tenía una larga historia de elaboración de pulque, una bebida fermentada hecha de la planta de agave.

Los agaves azules crecen durante unos ocho años, hasta que los corazones, conocidos como piñas, son lo suficientemente grandes para ser cosechadas y pesan hasta 80 libras, unos 36 kilos. El jugo de la las piñas se prensan y fermentan. Siguen varias destilaciones, después de las cuales se envejece y se embotella. Blanco tiene menos de dos meses, extra añejo por un mínimo de tres años.

El verdadero tequila proviene solo del estado de Jalisco y ciertas áreas de otros cuatro estados mexicanos.


Mayahuel, la diosa del tequila, habita en Casa Magna Marriott, Puerto Vallarta

Mayahuel, la diosa del tequila, reside en Casa Magna Marriott Resort en Puerto Vallarta. Durante seis años, algunos de los mejores tequila destilados en México se han embotellado exclusivamente para Casa Magna Marriott. Vendido solo en Puerto Vallarta en Casa Magna, este tequila es una experiencia sublime para los amantes del espíritu destilado del agave azul.

Recientemente nos sentamos con Audrey Formisano, la sommelier de Casa Magna Marriott, para aprender más sobre este tequila especial y su historia. Audrey demostró ser una gran cantidad de conocimientos y rebosante de entusiasmo por esta bebida tan mexicana.

When Dennis Whitelaw, the hotel’s general manager, first came to Casa Magna, he saw hundreds of blue agave plants that were part of the colorful, tropical landscape. As a tequila connoisseur, he realized that the hotel had the principal ingredient for making their own private label tequila. Today, these same plants that lend an authentic Mexican atmosphere to Casa Magna also contribute their hearts, the piñas, to each bottle of Casa Magna tequila.

Casa Magna Marriott is one of only a few hotels in Puerto Vallarta certified by the Consejo Regulador del Tequila, the national regulatory tequila council. For this certification, hotel staff took a course on distilling and serving tequila. The council requires the hotel to follow certain procedures, such as destroying each tequila bottle once emptied to insure that it will never be refilled with an inferior product. Each beautiful hand-blown bottle is only used one time.

Casa Magna bottles five distillations — blanco, joven, reposado, añejo, y extra añejo. Prices range from 480 pesos to 950 pesos a bottle. If you order a glass of Casa Magna tequila, it will be served in an ouverture tequila glass, made by Riedel for serving fine tequila and approved by the Consejo Regulador del Tequila.

Audrey, the sommelier, hails from France, and speaks with fervor of her mission to educate hotel guests on the unique qualities of tequila, a drink not always associated with moderation or known for an appreciation of its nuances. “We want everyone to know of this wonderful Mexican experience, that this is an elegant drink to be taken seriously.” To accomplish this, she conducts sessions in tequila appreciation at the hotel, either for groups or individuals. Each session is geared to the personal interests of the participants, so there is no set agenda or time duration.

So passionate is she in educating guests at the hotel about tequila, that selling Casa Magna tequila is not her primary goal. “If I can talk to our guests about tequila, how special it is, and they order a label other than ours, I’m happy that they have a new appreciation for tequila.”

Russell, my willing taster, and I were offered a glass of Casa Magna extra añejo. Our new appreciation began with the first sip. Russ and I looked at each other in amazement, realizing this was a drink like no other. Audrey suggested that we were tasting undertones of oak, chocolate, almond and vanilla, a complex, exquisite blend. Russ said the extra añejo reminded him of fine whiskey, and Audrey agreed, explaining that their distillery in the town of Tequila uses casks that were previously used for whiskey. The smoothness reminded me of the finest cognac I have ever had. This was a drink to savor slowly, not to down quickly with a grimace and a lick of salt.

You do not need to be a guest at Casa Magna to enjoy a glass of tequila at their bar or buy a bottle in their deli. And the tequila appreciation class is available to anyone, not just guests at the hotel.

Casa Magna Marriott Resort is located in the Zona Marina Vallarta, north of downtown. For a tequila appreciation class, call Casa Magna at 322-226-0000 after 3 p.m. and ask for Audrey. For an unforgettable tequila drink, show up anytime at their bar. Audrey will help you make a selection.

Tequila was first produced in the sixteenth century near the town of Tequila in the state of Jalisco when the Spanish conquistadors ran out of brandy. Pre-hispanic Mexico already had a long history of making pulque, a fermented drink made from the agave plant.

Blue agaves grow for about eight years, until the hearts, known as piñas, are big enough to be harvested and weigh up to 80 pounds, about 36 kilos. The juice of the piñas is pressed and fermented. Several distillations follow, after which it is aged and bottled. Blanco is aged less than two months, extra añejo for a minimum of three years.

True tequila comes only from the state of Jalisco and certain areas of four other Mexican states.


Mayahuel, the Goddess of Tequila, Dwells at Casa Magna Marriott, Puerto Vallarta

Mayahuel, the tequila goddess, resides at Casa Magna Marriott Resort in Puerto Vallarta. For six years, some of the finest tequila distilled in Mexico has been bottled exclusively for Casa Magna Marriott. Sold only in Puerto Vallarta at Casa Magna, this tequila is a sublime experience for lovers of the distilled spirit of blue agave.

We recently sat down with Audrey Formisano, the sommelier of Casa Magna Marriott, to learn more of this special tequila and its history. Audrey proved to be a wealth of knowledge and brimmed with enthusiasm for this most Mexican of drinks.

When Dennis Whitelaw, the hotel’s general manager, first came to Casa Magna, he saw hundreds of blue agave plants that were part of the colorful, tropical landscape. As a tequila connoisseur, he realized that the hotel had the principal ingredient for making their own private label tequila. Today, these same plants that lend an authentic Mexican atmosphere to Casa Magna also contribute their hearts, the piñas, to each bottle of Casa Magna tequila.

Casa Magna Marriott is one of only a few hotels in Puerto Vallarta certified by the Consejo Regulador del Tequila, the national regulatory tequila council. For this certification, hotel staff took a course on distilling and serving tequila. The council requires the hotel to follow certain procedures, such as destroying each tequila bottle once emptied to insure that it will never be refilled with an inferior product. Each beautiful hand-blown bottle is only used one time.

Casa Magna bottles five distillations — blanco, joven, reposado, añejo, y extra añejo. Prices range from 480 pesos to 950 pesos a bottle. If you order a glass of Casa Magna tequila, it will be served in an ouverture tequila glass, made by Riedel for serving fine tequila and approved by the Consejo Regulador del Tequila.

Audrey, the sommelier, hails from France, and speaks with fervor of her mission to educate hotel guests on the unique qualities of tequila, a drink not always associated with moderation or known for an appreciation of its nuances. “We want everyone to know of this wonderful Mexican experience, that this is an elegant drink to be taken seriously.” To accomplish this, she conducts sessions in tequila appreciation at the hotel, either for groups or individuals. Each session is geared to the personal interests of the participants, so there is no set agenda or time duration.

So passionate is she in educating guests at the hotel about tequila, that selling Casa Magna tequila is not her primary goal. “If I can talk to our guests about tequila, how special it is, and they order a label other than ours, I’m happy that they have a new appreciation for tequila.”

Russell, my willing taster, and I were offered a glass of Casa Magna extra añejo. Our new appreciation began with the first sip. Russ and I looked at each other in amazement, realizing this was a drink like no other. Audrey suggested that we were tasting undertones of oak, chocolate, almond and vanilla, a complex, exquisite blend. Russ said the extra añejo reminded him of fine whiskey, and Audrey agreed, explaining that their distillery in the town of Tequila uses casks that were previously used for whiskey. The smoothness reminded me of the finest cognac I have ever had. This was a drink to savor slowly, not to down quickly with a grimace and a lick of salt.

You do not need to be a guest at Casa Magna to enjoy a glass of tequila at their bar or buy a bottle in their deli. And the tequila appreciation class is available to anyone, not just guests at the hotel.

Casa Magna Marriott Resort is located in the Zona Marina Vallarta, north of downtown. For a tequila appreciation class, call Casa Magna at 322-226-0000 after 3 p.m. and ask for Audrey. For an unforgettable tequila drink, show up anytime at their bar. Audrey will help you make a selection.

Tequila was first produced in the sixteenth century near the town of Tequila in the state of Jalisco when the Spanish conquistadors ran out of brandy. Pre-hispanic Mexico already had a long history of making pulque, a fermented drink made from the agave plant.

Blue agaves grow for about eight years, until the hearts, known as piñas, are big enough to be harvested and weigh up to 80 pounds, about 36 kilos. The juice of the piñas is pressed and fermented. Several distillations follow, after which it is aged and bottled. Blanco is aged less than two months, extra añejo for a minimum of three years.

True tequila comes only from the state of Jalisco and certain areas of four other Mexican states.


Mayahuel, the Goddess of Tequila, Dwells at Casa Magna Marriott, Puerto Vallarta

Mayahuel, the tequila goddess, resides at Casa Magna Marriott Resort in Puerto Vallarta. For six years, some of the finest tequila distilled in Mexico has been bottled exclusively for Casa Magna Marriott. Sold only in Puerto Vallarta at Casa Magna, this tequila is a sublime experience for lovers of the distilled spirit of blue agave.

We recently sat down with Audrey Formisano, the sommelier of Casa Magna Marriott, to learn more of this special tequila and its history. Audrey proved to be a wealth of knowledge and brimmed with enthusiasm for this most Mexican of drinks.

When Dennis Whitelaw, the hotel’s general manager, first came to Casa Magna, he saw hundreds of blue agave plants that were part of the colorful, tropical landscape. As a tequila connoisseur, he realized that the hotel had the principal ingredient for making their own private label tequila. Today, these same plants that lend an authentic Mexican atmosphere to Casa Magna also contribute their hearts, the piñas, to each bottle of Casa Magna tequila.

Casa Magna Marriott is one of only a few hotels in Puerto Vallarta certified by the Consejo Regulador del Tequila, the national regulatory tequila council. For this certification, hotel staff took a course on distilling and serving tequila. The council requires the hotel to follow certain procedures, such as destroying each tequila bottle once emptied to insure that it will never be refilled with an inferior product. Each beautiful hand-blown bottle is only used one time.

Casa Magna bottles five distillations — blanco, joven, reposado, añejo, y extra añejo. Prices range from 480 pesos to 950 pesos a bottle. If you order a glass of Casa Magna tequila, it will be served in an ouverture tequila glass, made by Riedel for serving fine tequila and approved by the Consejo Regulador del Tequila.

Audrey, the sommelier, hails from France, and speaks with fervor of her mission to educate hotel guests on the unique qualities of tequila, a drink not always associated with moderation or known for an appreciation of its nuances. “We want everyone to know of this wonderful Mexican experience, that this is an elegant drink to be taken seriously.” To accomplish this, she conducts sessions in tequila appreciation at the hotel, either for groups or individuals. Each session is geared to the personal interests of the participants, so there is no set agenda or time duration.

So passionate is she in educating guests at the hotel about tequila, that selling Casa Magna tequila is not her primary goal. “If I can talk to our guests about tequila, how special it is, and they order a label other than ours, I’m happy that they have a new appreciation for tequila.”

Russell, my willing taster, and I were offered a glass of Casa Magna extra añejo. Our new appreciation began with the first sip. Russ and I looked at each other in amazement, realizing this was a drink like no other. Audrey suggested that we were tasting undertones of oak, chocolate, almond and vanilla, a complex, exquisite blend. Russ said the extra añejo reminded him of fine whiskey, and Audrey agreed, explaining that their distillery in the town of Tequila uses casks that were previously used for whiskey. The smoothness reminded me of the finest cognac I have ever had. This was a drink to savor slowly, not to down quickly with a grimace and a lick of salt.

You do not need to be a guest at Casa Magna to enjoy a glass of tequila at their bar or buy a bottle in their deli. And the tequila appreciation class is available to anyone, not just guests at the hotel.

Casa Magna Marriott Resort is located in the Zona Marina Vallarta, north of downtown. For a tequila appreciation class, call Casa Magna at 322-226-0000 after 3 p.m. and ask for Audrey. For an unforgettable tequila drink, show up anytime at their bar. Audrey will help you make a selection.

Tequila was first produced in the sixteenth century near the town of Tequila in the state of Jalisco when the Spanish conquistadors ran out of brandy. Pre-hispanic Mexico already had a long history of making pulque, a fermented drink made from the agave plant.

Blue agaves grow for about eight years, until the hearts, known as piñas, are big enough to be harvested and weigh up to 80 pounds, about 36 kilos. The juice of the piñas is pressed and fermented. Several distillations follow, after which it is aged and bottled. Blanco is aged less than two months, extra añejo for a minimum of three years.

True tequila comes only from the state of Jalisco and certain areas of four other Mexican states.


Mayahuel, the Goddess of Tequila, Dwells at Casa Magna Marriott, Puerto Vallarta

Mayahuel, the tequila goddess, resides at Casa Magna Marriott Resort in Puerto Vallarta. For six years, some of the finest tequila distilled in Mexico has been bottled exclusively for Casa Magna Marriott. Sold only in Puerto Vallarta at Casa Magna, this tequila is a sublime experience for lovers of the distilled spirit of blue agave.

We recently sat down with Audrey Formisano, the sommelier of Casa Magna Marriott, to learn more of this special tequila and its history. Audrey proved to be a wealth of knowledge and brimmed with enthusiasm for this most Mexican of drinks.

When Dennis Whitelaw, the hotel’s general manager, first came to Casa Magna, he saw hundreds of blue agave plants that were part of the colorful, tropical landscape. As a tequila connoisseur, he realized that the hotel had the principal ingredient for making their own private label tequila. Today, these same plants that lend an authentic Mexican atmosphere to Casa Magna also contribute their hearts, the piñas, to each bottle of Casa Magna tequila.

Casa Magna Marriott is one of only a few hotels in Puerto Vallarta certified by the Consejo Regulador del Tequila, the national regulatory tequila council. For this certification, hotel staff took a course on distilling and serving tequila. The council requires the hotel to follow certain procedures, such as destroying each tequila bottle once emptied to insure that it will never be refilled with an inferior product. Each beautiful hand-blown bottle is only used one time.

Casa Magna bottles five distillations — blanco, joven, reposado, añejo, y extra añejo. Prices range from 480 pesos to 950 pesos a bottle. If you order a glass of Casa Magna tequila, it will be served in an ouverture tequila glass, made by Riedel for serving fine tequila and approved by the Consejo Regulador del Tequila.

Audrey, the sommelier, hails from France, and speaks with fervor of her mission to educate hotel guests on the unique qualities of tequila, a drink not always associated with moderation or known for an appreciation of its nuances. “We want everyone to know of this wonderful Mexican experience, that this is an elegant drink to be taken seriously.” To accomplish this, she conducts sessions in tequila appreciation at the hotel, either for groups or individuals. Each session is geared to the personal interests of the participants, so there is no set agenda or time duration.

So passionate is she in educating guests at the hotel about tequila, that selling Casa Magna tequila is not her primary goal. “If I can talk to our guests about tequila, how special it is, and they order a label other than ours, I’m happy that they have a new appreciation for tequila.”

Russell, my willing taster, and I were offered a glass of Casa Magna extra añejo. Our new appreciation began with the first sip. Russ and I looked at each other in amazement, realizing this was a drink like no other. Audrey suggested that we were tasting undertones of oak, chocolate, almond and vanilla, a complex, exquisite blend. Russ said the extra añejo reminded him of fine whiskey, and Audrey agreed, explaining that their distillery in the town of Tequila uses casks that were previously used for whiskey. The smoothness reminded me of the finest cognac I have ever had. This was a drink to savor slowly, not to down quickly with a grimace and a lick of salt.

You do not need to be a guest at Casa Magna to enjoy a glass of tequila at their bar or buy a bottle in their deli. And the tequila appreciation class is available to anyone, not just guests at the hotel.

Casa Magna Marriott Resort is located in the Zona Marina Vallarta, north of downtown. For a tequila appreciation class, call Casa Magna at 322-226-0000 after 3 p.m. and ask for Audrey. For an unforgettable tequila drink, show up anytime at their bar. Audrey will help you make a selection.

Tequila was first produced in the sixteenth century near the town of Tequila in the state of Jalisco when the Spanish conquistadors ran out of brandy. Pre-hispanic Mexico already had a long history of making pulque, a fermented drink made from the agave plant.

Blue agaves grow for about eight years, until the hearts, known as piñas, are big enough to be harvested and weigh up to 80 pounds, about 36 kilos. The juice of the piñas is pressed and fermented. Several distillations follow, after which it is aged and bottled. Blanco is aged less than two months, extra añejo for a minimum of three years.

True tequila comes only from the state of Jalisco and certain areas of four other Mexican states.


Ver el vídeo: CasaMagna Marriott Puerto Vallarta Resort u0026 Spa - Luxury Puerto Vallarta Hotel Tour (Junio 2022).


Comentarios:

  1. Kazizil

    Bravo, acabas de visitar una idea maravillosa.

  2. Tilian

    Protesto contra esto.

  3. Madu

    Idea fallida

  4. Suttecliff

    Esta publicación realmente me apoyó para tomar una decisión muy importante por mí mismo. Un agradecimiento especial al autor por eso. ¡Espero con ansias nuevas publicaciones tuyas!

  5. Angelo

    En mi opinión, estás cometiendo un error. Propongo discutirlo.



Escribe un mensaje